Cómo implementar una estrategia efectiva en la industria 4.0

El término industria 4.0 implica desarrollar nuevas tecnologías e impulsar formas de inteligencia que potencien las competencias. Las empresas que quieran mejorar sus posibilidades de éxito pueden adoptar siete recomendaciones para implementar una estrategia efectiva en la industria 4.0.

Artículo basado en reflexiones académicas de Carles Roig

Durante las últimas décadas, el crecimiento industrial en el mundo occidental ha disminuido, debido en parte a un proceso de descapitalización y deslocalización de la producción a otros países más económicos.

En este entorno cambiante, existe una necesidad creciente de reindustrializar el mundo occidental.

"La complejidad del entorno que nos rodea y las oportunidades de la globalización reflejan la necesidad de identificar nuevos atributos que permitan construir la industria del futuro”, afirma Carles Roig, profesor asociado en Esade.

¿Qué atributos debería tener la industria 4.0? Según Roig, las empresas que quieran tener éxito en este entorno digital deberían desarrollar nuevos atributos que permitan poner foco en:

  1. Velocidad de respuesta y flexibilidad.
  2. Nuevas fórmulas de colaboración y relaciones.
  3. Optimización de datos y fuentes de información.
  4. Implementación y buen uso de nuevas tecnologías al servicio de la industria manufacturera.
     
Industry 4.0 technology
Personas trabajando en una línea de ensamblaje de la industria manufacturera (Foto: Andrea S./Twenty20)

Objetivos de la industria 4.0

El término industria 4.0, acuñado en 2011, se asocia con frecuencia al desarrollo y adopción de nuevas tecnologías que avanzan a un ritmo vertiginoso.

El big data, el internet de las cosas y las tecnologías aditivas son tres elementos clave de la industria 4.0.

Big data. El aumento exponencial de datos y el desarrollo de programas informáticos avanzados están ampliando las posibilidades de generación de conocimiento al servicio de la toma de decisiones.
Internet de las cosas. Se trata de nuevas formas de conectar la información y mejorar la transmisión de datos a tiempo real para estimular la interacción entre humanos y dispositivos tecnológicos.
Tecnologías aditivas. Estas tecnologías disruptivas, basadas en la robótica y la producción 3D, están dando paso a la personalización de productos a gran escala y a la reducción de costes.

"Los objetivos principales de esta nueva industria digital se centran en tres aspectos clave: mejorar la eficiencia a nivel operativo, optimizar el diseño y la gobernanza de la cadena de valor y desarrollar nuevos modelos de negocios", explica Roig.

Nuevas formas de inteligencia y competencias

La industria 4.0 implica el desarrollo de nuevas formas de inteligencia que estimulen las competencias y permitan hacer frente a los nuevos retos de la cadena de suministro 4.0.

Desde el punto de vista de la demanda, Roig afirma que "la industria 4.0 implica mejorar la capacidad de interacción con los clientes". Es decir, impulsar su participación en los procesos de producción para personalizar el rango de productos y servicios ofrecidos, y desarrollar modelos de negocio basados en las necesidades de los clientes.

La industria 4.0 implica el desarrollo de nuevas formas de inteligencia

Desde el punto de vista de la oferta, la creciente complejidad de la cadena de suministro debe compensarse con el desarrollo de ecosistemas empresariales que ofrezcan instrumentos para garantizar la conectividad y la transmisión de la información. También deben permitir el desarrollo de nuevos criterios de contratación, gestión y colaboración entre los actores implicados en el proceso.

"En este nuevo entorno se prioriza la capacidad de ofrecer una respuesta rápida y personalizada por encima de la reducción de costes, así como la capacidad de generar relaciones dinámicas en vez de relaciones estáticas basadas en contratos a largo plazo", señala Roig.

7 recomendaciones para implementar una estrategia efectiva en la industria 4.0

Con el objetivo de mejorar las posibilidades de éxito empresarial, Roig recomienda siete pasos para implementar una estrategia efectiva en la industria 4.0:

  1. Planificar el alcance del negocio y alinear los objetivos con la estrategia general de la compañía. Definir claramente cuáles son los objetivos y priorizar las acciones para: mejorar la eficacia de las operaciones, optimizar la cadena de valor y evaluar la posibilidad de crear nuevos modelos de negocio.
  2. Facilitar un ambiente de trabajo que promueva una mentalidad abierta orientada hacia el aprendizaje, el cambio y la experimentación.
  3. Definir las competencias que deben desarrollarse, tanto internamente como con proveedores externos.
  4. Contratación y gestión del talento, priorizando equipos multidisciplinares y la capacidad de convertir el análisis de datos en un activo sólido.
  5. Seleccionar a un equipo de proveedores con tecnologías probadas para impulsar una red óptima de socios.
  6. Adoptar una perspectiva de ecosistema y desarrollar habilidades de gestión de red.
  7. Impulsar proyectos piloto con el objetivo de validar los resultados y sistematizar los mecanismos de aprendizaje.
Todo el contenido está disponible bajo la licencia Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional.