Registrarse

Restaurar, preservar y mejorar: estrategias para negocios regenerativos

Tobias Hahn

No pasa un día sin que haya noticias de algún desastre natural atribuido al cambio climático o la declaración de algunos científicos influyentes reclamando a los líderes mundiales que actúen de forma urgente. Los ecosistemas vitales están siendo forzados hasta llegar el borde de su extinción, mientras se fomentan y acogen las acciones individuales y se espera que las empresas lleven a cabo cada vez más practicas sostenibles. 

El papel que juegan las empresas en el cambio climático ha sido muy estudiado, pero, hasta hace poco, la atención se ha centrado en las acciones empresariales a nivel organizativo. Los profesores de Esade Tobias Hahn y Maja Tampe proponen un nuevo enfoque: concebir la sostenibilidad empresarial como un negocio regenerativo. O, como explican en un reciente artículo publicado en la revista Strategic Organization, “el negocio que mejora la salud de los sistemas socioecológicos, y prospera con ellos, en un proceso coevolutivo.” 

Definir y adaptar 

El concepto de sostenibilidad regenerativa lo define Du Plessis como “una alianza cocreativa con la naturaleza... para restaurar y regenerar el sistema socioecológico global”. Pero ¿qué significa todo esto para los negocios? Hahn y Tampe señalan que existen dos grandes principios: una definición de objetivos basada en los sistemas y un enfoque de gestión adaptativo. Partiendo de estos criterios, han desarrollado una serie de estrategias para los negocios regenerativos. 

La escala ‘restaurar-preservar-mejorar’ se ha desarrollado para las estrategias de los negocios regenerativos

“Como principal contribución, desarrollamos la escala ‘restaurar-preservar-mejorar’ para las estrategias de los negocios regenerativos”, señalan. Y, significativamente, las estrategias que proponen no son un conjunto determinado de categorías o normas que los negocios deban seguir para poder decir que son regenerativos. 

“Más bien nuestros argumentos indican que las empresas pueden seguir distintas estrategias, que varían en función del grado en que incorporan elementos de regeneración junto con los criterios para alcanzar un nivel de aspiración basado en los sistemas y un enfoque de gestión adaptativo.” 

La sostenibilidad del negocio frente a la sostenibilidad regenerativa 

El enfoque tradicional a la sostenibilidad del negocio ha sido muy simple y ha consistido en elaborar una justificación económica para convertir la empresa en sostenible. Centrarse en la viabilidad de las organizaciones individuales limita el alcance de las cuestiones medioambientales y prioriza los objetivos empresariales frente a los sistemas socioecológicos.  

Por el contrario, la sostenibilidad regenerativa pretende restaurar y regenerar el sistema socioecológico global con el diseño ecológico y las prácticas empresariales.  

La mayoría de las aplicaciones de la sostenibilidad regenerativa se ha realizado en el urbanismo, la arquitectura, el turismo y la agricultura

“Lo que caracteriza la sostenibilidad regenerativa es que es procedimental, sistémica, positiva neta, relacional y colaborativa”, precisan Hahn y Tampe. “Rechaza una visión del mundo mecanicista y señala acciones para abordar la relación disfuncional entre el hombre y la naturaleza estableciendo una alianza cocreativa con esta.” 

Hasta la fecha, la mayoría de las aplicaciones de la sostenibilidad regenerativa, prosiguen, se han realizado en el urbanismo y la arquitectura, en el turismo y la agricultura.  

“Esencialmente”, explican, “adopta un enfoque sistémico puesto que está preocupada, en última instancia, por restaurar y mejorar la salud de los sistemas socioecológicos para establecer una alianza con la naturaleza.” 

Los principios de los negocios regenerativos 

El concepto de sostenibilidad regenerativa debería estar en el centro de los negocios regenerativos, según Hahn y Tampe. “Los negocios regenerativos deberían mejorar la salud de los sistemas socioecológicos, y prosperar con ellos, en un proceso coevolutivo”.  

En concreto, proponen dos principios fundamentales para los negocios regenerativos: una aspiración basada en los sistemas y un enfoque de gestión adaptativo. 

La aspiración basada en los sistemas tiene tres principios, según los autores:

  • La sostenibilidad no se centra en las organizaciones, sino en el sistema socioecológico en que operan estas organizaciones
  • Los negocios deben acoger e incorporarse en dicho sistema
  • La relación entre las actividades empresariales y el sistema socioecológico debe ser beneficiosa para ambas partes

“Por ejemplo, la población indígena de Alaska se mofaba de la idea de crear parques naturales para proteger los bosques antiguos”, explican Hahn y Tampe. “En vez de esto, preferían utilizar los bosques para sus actividades económicas, pero establecían con ellos una relación simbiótica.” 

“La regeneración sitúa la actividad humana dentro de los límites ecológicos y acepta la salud del sistema socioecológico por derecho propio. En consecuencia, como señalan Robinson y Cole, ‘la actividad humana no tiene que minimizarse necesariamente porque sea intrínsecamente dañina, sino que puede contribuir directamente al bienestar medioambiental y humano’.” 

Las estrategias regenerativas deben orientarse hacia las características específicas de los sistemas socioecológicos con los cuales interaccionan las empresas

El principio en que se basa el enfoque de gestión adaptivo es el resultado de las características imprevisibles de los sistemas socioecológicos. “Las estrategias regenerativas no pueden basarse en soluciones universales, sino que se orientan necesariamente a las características específicas de los sistemas socioecológicos con los cuales interaccionan las organizaciones empresariales”, explican Hahn y Tampe.  

Restaurar, preservar y mejorar

Para poner en práctica estos principios, Hahn y Tampe han desarrollado toda una serie de estrategias regenerativas, basadas en tres ámbitos: restaurar, preservar y mejorar

“Concebir las estrategias regenerativas como un rango supone reconocer que, en la práctica, las empresas no van a poder o no estarán dispuestas a asumir plenamente los principios y los criterios regenerativos, sino que solo van a hacerlo en grados distintos”, señalan. “Las tres estrategias regenerativas que proponemos tienen en común que toman como punto de partida los sistemas socioecológicos y su funcionamiento. Sin embargo, difieren en el grado en que se comprometen plenamente con la idea de regeneración”. 

Las estrategias de restauración siguen un enfoque sistémico y buscan restablecer un sistema socioecológico que funcione después de una intervención, como una extracción. Las estrategias de preservación mantienen el statu quo de un área para preservar su biodiversidad y los servicios del ecosistema, como ocurre por ejemplo con el turismo sostenible. Las estrategias de mejora “adoptan plenamente un enfoque sistémico, al procurar tener un impacto neto positivo en los sistemas socioecológicos”, añaden Hahn y Tampe. 

“Las estrategias de mejora no pretenden la regeneración de la organización; son siempre las formas en que, citando a Robinson y Cole, una empresa puede ser ‘un factor catalizador de un cambio positivo en su interior y aportar un valor añadido al ‘lugar’ único en que se ubica’.” Este enfoque basado en el lugar se refleja también en las iniciativas existentes de la agricultura regenerativa, impulsadas tanto por empresas de tamaño medio, como Patagonia, o por multinacionales como General Mills o Danone.  

Tiempo de cambiar 

“El estrés que están sufriendo tantos sistemas socioecológicos y la presión que ejerce sobre ellos la actividad económica humana, así como la actividad empresarial, acentúan la necesidad de repensar la estrategia de los negocios”, concluyen Hahn y Tampe. 

“Sostenemos que los negocios regenerativos suponen un paso importante en esta dirección y esperamos que la gama de estrategias regenerativas que proponemos contribuya a avanzar en este campo con el desarrollo de unas teorías y unas prácticas como si la sostenibilidad y la salud de los sistemas socio ecológicos realmente importaran.” 

Todo el contenido está disponible bajo la licencia Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional.