¿Cómo hemos vivido las mujeres este primer año de pandemia?

Contenido basado en investigaciones de EWI, EsadeEcPol

Durante este año de epidemia, hemos analizado a partir de distintos estudios realizados en el contexto español cómo hemos vivido esta situación de pandemia las mujeres.

A pesar de que la situación psicológica y laboral todavía son desiguales, parece que las mujeres enfocamos los nuevos escenarios y el futuro laboral con una visión más positiva: la crisis sanitaria favorecerá el trabajo flexible en la empresa.

Las afectaciones psicológicas

En abril, uno de cada diez hombres afirmaba estar mucho más preocupado de lo habitual. Esta proporción era el doble en las mujeres: una de cada cinco se sentía muy decaída, e incluso presentaba indicios de depresión. Los datos muestran que la salud mental de las mujeres se ha visto afectada por la pandemia de una forma desproporcionada. Si en 2017 las mujeres tenían un 6 % más de posibilidades de sentirse infelices o deprimidas, esta sensación aumentó hasta el 16 % en abril de 2020. Este incremento de la brecha de género en la salud mental, atribuible a la pandemia, se estima que era de 10 puntos porcentuales en abril. En julio se redujo, pero la diferencia sigue siendo de 5,6 puntos con respecto a la diferencia que había en 2017.

Las afectaciones psicológicas

El liderazgo durante la pandemia

En la actualidad, las mujeres gobiernan 18 países y 545 millones de personas en todo el mundo. Es el 7 % de la población mundial, exactamente el mismo porcentaje de mujeres CEO según la lista Fortune 500.

El 58,29 % de las directivas de grandes empresas y multinacionales españolas están muy o totalmente de acuerdo con la afirmación de que en España hay un trato desigual a favor del hombre a la hora de ocupar puestos de alta responsabilidad.

El liderazgo durante la pandemia

Las desigualdades acentuadas por la covid-19

Cerca de una tercera parte de las consultadas afirman que la crisis sanitaria ha afectado a sus oportunidades de promoción y una de cada cinco cree que ha tenido más dificultades de conciliación que sus compañeros varones.

La temporalidad afecta más a los jóvenes, a las mujeres, a los inmigrantes y a los trabajadores poco cualificados, y en la mayoría de los casos es involuntaria (cerca del 80 %, cuando en Europa es del 50 %). Más de uno de cada tres trabajadores en España tiene un empleo temporal o es autónomo. Muchas de estas personas, en su mayoría mujeres, dejan de cobrar en el momento en que dejan de trabajar. Para esas familias, es necesario articular un apoyo extraordinario.

Las desigualdads acentuadas por covid-19

El teletrabajo

Ocho de cada diez consultadas opinan que la adaptación del entorno laboral a la crisis sanitaria favorecerá el trabajo flexible en su empresa. Para la mitad de ellas, una mejor opción sería que esta le diera la libertad de elegir qué días teletrabajar en función de los objetivos y de los proyectos en curso.

El teletrabajo

Los nuevos escenarios

El 43,5 % de las mujeres piensan que el aprendizaje que han adquirido sus empresas en este período cambiará completamente sus modos de trabajar. El 42,5 % creen que esta etapa traerá algunos cambios. La combinación semanal de días de teletrabajo con días de trabajo presencial es la opción preferida por el 45,60 %.

Los nuevos escenarios


Recursos utilizados

https://itemsweb.esade.edu/wi/Prensa/Esade_Gender_Monitor_2020.pdf

https://dobetter.esade.edu/es/estres-depresion-pandemia

https://dobetter.esade.edu/es/covid-19-medidas-laborales

https://dobetter.esade.edu/es/coronavirus-politica-economica


 

Todo el contenido está disponible bajo la licencia Creative Commons Reconocimiento 4.0 Internacional.